Qué ver en Úbeda y Baeza, las joyas de Jaén

Qué ver en Úbeda y Baeza paseando por sus cascos históricos, visitando el Centro de Interpretación Olivar y Aceite, una almazara y probando la gastronomía jienense
Contenido del artículo:

A finales de diciembre, aprovechando nuestra estancia en Jaén, nos acercamos hasta la Comarca de La Loma para intentar descubrir en una visita exprés qué ver en Ubeda y Baeza, dos ciudades monumentales de Jaén con mucho atractivo.

Qué ver en Úbeda y Baeza

 

 

Qué ver en Úbeda y Baeza

Ambas ciudades jienenses cuentan con unos conjuntos monumentales renacentistas que fueron declarados en 2003 Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Durante nuestra rápida visita descubrimos algunas cosas que ver en Úbeda y Baeza, recorriendo sus cascos históricos, sumergiéndonos en el mundo del aceite de oliva y disfrutando de la cultura de las tapas.

 

 

Qué ver en Úbeda

En primer lugar visitamos Úbeda paseando por su espectacular casco histórico. También probamos las famosas tapas de sus bares y algunas especialidades de sus restaurantes. Además visitamos el Centro de Interpretación Olivar y Aceite de Úbeda y la almazara y el olivar ecológico del Cortijo Spiritu_Santo de Úbeda.

Plaza Vázquez Molina
Qué ver en Übeda

 

 

Casco Histórico de Úbeda

Comenzamos entrando al centro monumental por la calle Montiel y antes de llegar a la Plaza del 1º de Mayo, bajamos a la izquierda por la calle Losal hasta la Puerta de Losal, saliendo de la zona amurallada.

Puerta de Losal de Úbeda
Puerta de Losal de Úbeda

Desde allí se accedía al Barrio de los Alfareros, donde todavía existían varios talleres de alfarería en activo. Pero nosotros optamos por bordear la muralla hasta la Puerta de Santa Lucía o de Quesada.

Después llegamos a unos miradores, donde contemplamos los famosos Cerros de Úbeda plagados de olivos, con los picos de la Sierra de Cazorla al fondo.

Vistas desde el Mirador
Vistas desde el Mirador

Luego entramos de nuevo en el casco histórico caminando por sus calles empedradas hasta la Plaza Vázquez Molina. Allí se encontraban los majestuosos edificios renacentistas del Antiguo Pósito, la Cárcel del Obispo, la Iglesia de Santa María de los Reales Alcázares, el Palacio del Marqués de Mancera y el Palacio de las Cadenas.

Plaza Vázquez Molina
Plaza Vázquez Molina

Paseamos entre los naranjos de la zona ajardinada y nos dirigimos hacia la Plaza del Ayuntamiento, presidida por el Palacio de las Cadenas.

Plaza del Ayuntamiento
Plaza del Ayuntamiento

Continuamos deambulando por las estrechas y preciosas calles repletas de casas con mucha historia.

Un día en Úbeda
Qué ver en Úbeda

Cuando llegamos a la calle Real, una arteria peatonal con muchos bares, restaurantes y tiendas, nos dirigimos hacia la Casa Mudéjar que albergaba el Museo Arqueológico de Úbeda.

Continuamos el paseo y pasamos junto al edificio de la Casa de Don Luis de la Cueva, donde se organizaban diversas exposiciones.

Casa de Don Luis de la Cueva de Úbeda
Casa de Don Luis de la Cueva de Úbeda

Finalmente salimos del casco histórico amurallado y nos dirigimos hacia la Torre Octogonal o Torre de la Corredera de San Fernando.

Torre Octogonal de Úbeda
Torre Octogonal de Úbeda

 

 

Centro de Interpretación Olivar y Aceite

Junto a esta torre albarrana, que formó parte de la muralla, se encontraba el Centro de Interpretación Olivar y Aceite de La Loma, ubicado en La Casa de la Tercia de la calle Corredera de San Fernando 32.

Centro de Interpretación Olivar y Aceite de Úbeda
Centro de Interpretación Olivar y Aceite de Úbeda

En primer lugar asistimos a la presentación y cata de dos marcas innovadoras de AOVE, elaborados con aceituna picual, la más común en Jaén.

Presentación y Cata de los aceites Oleum Excelsus y Noviembre
Un día en Úbeda

Por una parte se presentó Oleum Excelsus un AOVE de cosecha temprana elaborado con aceituna picual de olivos centenarios. Y por otra el AOVE Noviembre, un aceite temprano elaborado con aceituna picual en envero recogida al vuelo.

Después visitamos el Museo del Aceite (3,50€/adulto), donde viajamos por la historia del AOVE  a través de varios paneles audiovisuales y recorriendo una exposición de recipientes y utensilios relacionados con el mundo del aceite.

Durante la visita pasamos por el Taller de Cocina y el Aula infantil, donde se intentaba introducir a los niños en la cultura oleícola, de una forma amena.

Después llegamos al denominado Túnel del Tiempo, donde se exponían fotografías antiguas y maquetas que representaban los cambios en la forma de producir el AOVE en la comarca.

Luego salimos al Patio, un auténtico museo al aire libre, donde se exponían maquinaria y utensilios que mostraban la historia y la evolución del olivar en la Comarca de La Loma.

Además estábamos rodeados por los restos de la antigua muralla de la ciudad y a la sombra de la Torre Octogonal de Úbeda.

Patio del Museo junto a los restos de la Muralla de Úbeda
Un día en Úbeda

Para finalizar la visita subimos a la primera planta donde estaba la Biblioteca, el Salón de actos y una Sala de catas de AOVE.

Una visita muy interesante a este museo del AOVE donde nos sumergimos en el mundo del aceite de oliva de Jaén.

 

De Tapas por Úbeda

Después degustamos unas tapas y varias especialidades en el Restaurante Zeitúm y en la Tapería Antique, donde el AOVE ocupaba un lugar destacado en sus cocinas.

Un día en Úbeda
Un día en Úbeda

 

Restaurante Zeitúm

En primer lugar visitamos el Restaurante Zeitúm, ubicado en un edificio del siglo XVII de la Calle San Juan de la Cruz nº 10. Cuando entramos nos ubicamos en una mesa cerca de la barra y pedimos una copa de Mitarte (3€) vino tinto crianza DOC Rioja, acompañado por unas aceitunas, unas patatas fritas y una Tapa de hojaldre de carne.

Además pedimos una Cazuelita de Habas Baby con crema de Foie y jamón de pato (6€)  y una Sartencilla de Huevos fritos ecológicos con chanquetes (4€).

 

Restaurante Tapería Antique

Seguidamente nos dirigimos hacia el Restaurante Tapería Antique, situado en la Calle Real nº 25, una calle peatonal con mucho ambiente.

Restaurante Tapería Antique de Úbeda
Restaurante Tapería Antique de Úbeda

En la barra pedimos una copa de Marcelino Serrano (3,50€) un vino tinto de la IGP Sierra Sur de Jaén, con una Tapa de Rollito de primavera con salsa teriyaki.

Después, como estábamos muy a gusto y había sitio, pasamos al elegante comedor para continuar degustando algunas especialidades gastronómicas de Úbeda. Normalmente había que reservar con antelación (tfno. 953 75 76 18).

Restaurante Tapería Antique de Úbeda
Restaurante Tapería Antique de Úbeda

En primer lugar nos dejaron en la mesa un aperitivo delicioso elaborado con ajo blanco y el excelente AOVE Castillo de Canana para untar con el pan ( 1,70€/persona).

Luego probamos el Tomate ecológico aliñado con aceite temprano “Jaén Selección” y unos brotes frescos (7,50€). Después pedimos 1/2 ración de Paté de Perdiz con quinoa real y mermelada de AOVE (9€). Todo muy bueno.

También degustamos un exquisito Secreto ibérico de bellota con emulsión de tomate y tomillo limón, patata y nube de parmesano (19€).

Secreto ibérico de bellota
Secreto ibérico de bellota

Finalizamos con una Tarta de Queso al horno con confitura de aceituna negra, nueces, manzana y pera (5,50€) que estaba muy buena.

Tarta de Queso al horno con confitura de aceituna negra, nueces, manzana y pera
Tarta de Queso al horno con confitura de aceituna negra, nueces, manzana y pera

Restaurante Taperia Antique, un sitio acogedor y moderno con un servicio eficaz y unos platos de cocina fusión basados en los productos de Jaén.

 

Ochios de Úbeda

Antes de abandonar Úbeda, compramos unos Ochios, unos bollos de pimentón típicos de Úbeda.

Ochios de Úbeda
Ochios de Úbeda

 

 

Cortijo Spiritu_Santo de Úbeda

Para rematar este recorrido por Úbeda realizamos una visita guiada por el olivar ecológico y la almazara del Cortijo Spiritu_Santo (25€/ adulto y 20€ menores de 8 a 12 años), una empresa familiar que ha apostado por elaborar un AOVE ecológico y de gran calidad.

Además visitamos el antiguo edificio del cortijo reconvertido en casa rural y realizamos una cata maridada de aceites.

Cortijo Spiritu Santo en Úbeda
Cortijo Spiritu Santo en Úbeda

Durante nuestra visita pudimos ver como se envasaba su AOVE Cortijo SPIRITU_SANTO temprano y ecológico, con un packaging muy atractivo diseñado por Isabel Cabello, una artista jienense.

Envasado AOVE Cortijo Spiritu_Santo
AOVE Cortijo Spiritu_Santo

 

 

Qué ver en Baeza

Ahora recorreremos 10 kilómetros desde Úbeda a Baeza para descubrir algunos de los sitios imprescindibles que visitar en esta ciudad jienense declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco, como hemos comentado al principio. Dejamos el coche en un aparcamiento gratuito junto al Parque Leocadio Marín de Baeza y nos internamos por la calle San Pablo paseando entre edificios con mucha historia. Hicimos una paradita en la histórica Pastelería Martínez, donde tomamos un café con unos deliciosos pastelitos.

Pastelería Martínez

Más adelante, junto al Nuevo Casino, encontramos la escultura de Antonio Machado, obra del escultor Antonio Pérez Almahano, inaugurada en 2009 con motivo del 70º aniversario de la muerte del escritor.

Escultura de Antonio Machado

Continuamos nuestro paseo flanqueados por varios edificios renacentistas y cuando llegamos a la Plaza de España contemplamos la Torre de los Aliatares, una torre musulmana (s. XII) de unos 25 metros de altura que formaba parte de la antigua muralla de Baeza.

Torre de los Aliatares

Luego cruzamos la amplia Plaza de la Constitución que nos llevó hasta la Plaza del Pópulo, presidida por la Fuente de los Leones. Además allí se encontraba el edificio de la Antigua Carnicería, el Arco de Villalar, la Puerta de Jaén y el edificio plateresco de la Casa del Pópulo, actualmente la Oficina de Turismo de Baeza.

Plaza del Pópulo y Fuente de los Leones

Atravesamos la plaza y subimos por unas escaleras que nos llevaron hasta la calle Conde Romanones. Continuamos a la izquierda por esta calle pasando junto al Arco del Barbudo.

Calle Conde Romanones

 

La huella de Antonio Machado

Enseguida llegamos a la Antigua Universidad de Baeza y paseamos por el patio columnado y entramos en el aula donde impartió clases Antonio Machado de 1912 a1919 y en el paraninfo de la antigua universidad.

Aula de Antonio Machado

Después nos acercamos hasta la Plaza de Santa Cruz donde se conservaba la Iglesia de Santa Cruz (s. XIII) de estilo románico tardío.

Iglesia de Santa Cruz

Enfrente destacaba el Palacio de Jabalquinto (s. XV) de estilo gótico isabelino con una espectacular fachada decorada por Juan Guas con un sinfín de motivos como las puntas de diamantes, florones, lazos, pináculos escudos heráldicos. También destacaban las 14 figuras de niños trepando alrededor de su puerta de madera, las columnas y los cinco arcos de medio punto de estilo renacentista.

Palacio de Jabalquinto

Luego subimos por la calle San Felipe hasta la Plaza de Santa María que estaba rodeada por los edificios de las Casas Consistoriales Altas y la Catedral de la Natividad de Nuestra Señora.

Casas Consistoriales Altas

En medio de la plaza destacaba la Fuente de Santa María y al fondo la impresionante torre de la catedral de unos 50 metros de altura.

Fuente de Santa María

 

La Catedral y sus callejones 

La catedral se asentaba sobre un antiguo templo romano que fue convertido en visigodo y posteriormente en mezquita, hasta que en 1227 paso a ser catedral cristiana. En su portada renacentista destacaba el relieve de la Natividad realizado por Jerónimo del Prado.

Bordeando el edificio de la catedral encontramos la Puerta de la Luna de estilo gótico mudéjar (s. XIII) con un curioso arco de herradura y un rosetón del siglo XIV.

Puerta de la Luna

En las inmediaciones de la catedral nos sumergimos en los callejones de origen árabe que la rodeaban paseando entre muros de piedra y pasando por debajo de varios arcos de piedra.

Luego desde la Plaza del Arcediano nos dirigimos al Paseo de las Murallas y nos asomamos desde un mirador al Valle del Guadalquivir. Tambien se apreciaban los restos de la vieja muralla y aparecía al fondo la silueta de la ciudad de Úbeda.

Paseo de las Murallas

Después regresamos callejeando hasta la Plaza de Santa María y tomamos por la calle Sacramento saliendo de la antigua zona amurallada por la Puerta de Úbeda, que contaba con un torreón defensivo. Hay que destacar que las murallas y las torres defensivas de Baeza fueron destruidas por orden de la reina Isabel en 1476, quedando en pie solo algunas partes de ella, como esta puerta y su torreón.

Puerta de Úbeda

Desde aquí volvimos caminando por las calles de Baeza hasta el aparcamiento llevándonos un buen recuerdo de nuestra visita exprés a esta preciosa ciudad de Jaén.

Qué ver en Baeza

Para concluir podemos decir que nuestra experiencia en estas dos ciudades monumentales de Jaén nos permitió descubrir qué ver en Úbeda y Baeza y donde comer bien en sus bares y restaurantes. Además en esta visita tan interesante descubrimos su historia, su gastronomía y los secretos del AOVE de esta comarca de Jaén.

 

 

Texto: Txema Aguado

Fotografía: Esther Saiz y Txema Aguado

Texto: Txema Aguado

Fotografía y Texto: Esther Saiz y Txema Aguado

5 comentarios

  1. Pedazo de articulo txema, se nota que habeis disfrutado.

    La proxima que vengais nos vamos a coger aceituna y hacer aceite en mi mini-almazara.

    Un abrazo

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Quizás te pueda interesar...
Más de Yendo por la vida:
Restaurantes
yendoporlavida
Cascada y Hayedo de Balgerri en Karrantza

Cascada y Hayedo de Balgerri en Karrantza, una ruta fácil atravesando un bosque mágico por una pista rodeados de agua, con unas vistas privilegiadas

Compartir:
Sé el primero en enterarte
Sigue el Blog por Correo electrónico

yendoporlavida@gmail.com

Destacados de Yendo por la vida:
Síguenos en:
Contenido del artículo:
A %d blogueros les gusta esto: