Visita a Bodegas Campillo, arte y vino

Cuando comienza el otoño los viñedos se encuentran en su máximo esplendor a la espera de la vendimia. Esta es una buena época para visitar las bodegas y conocer in situ el proceso de elaboración del vino. Nosotros a finales de septiembre realizamos una interesante visita a Bodegas Campillo de Laguardia, en el corazón de la Rioja Alavesa.

Visita a Bodegas Campillo
Visita a Bodegas Campillo

Disfrutamos de la «Experiencia en Vendimia« (25€) que incluía una visita a las instalaciones de la bodega y su galería de arte. Además recogimos uvas en el viñedo, las pisamos y probamos su mosto. Esta visita de 2 horas finalizó con un almuerzo maridado con dos de los vinos de Bodegas Campillo.

Después de la visita a la bodega nos acercamos a Laguardia, donde recorrimos las calles de este precioso pueblo amurallado, acompañados por una guía local (6€).

Calle de Laguardia
Calle de Laguardia

 

 

Visita a Bodegas Campillo

Para realizar la visita a Bodegas Campillo nos desplazamos hasta Laguardia. Continuando en dirección a Logroño, a pocos metros, divisamos a la izquierda los viñedos y las instalaciones de Bodegas Campillo, a la sombra de Sierra Cantabria.

Bodegas Campillo
Bodegas Campillo

 

Château bordelés

Esta bodega fue construida en 1990 a semejanza de un Château bordelés. Es decir, el edificio principal estaba rodeado de viñedos. Además Bodegas Campillo fue diseñada por un arquitecto pensando en las mejores condiciones arquitectónicas para la elaboración del vino.

Edificio principal de Bodegas Campillo
Edificio principal de Bodegas Campillo

La visita a Bodegas Campillo comenzó en la zona de recepción de la uva. Después fuimos a un pabellón donde se limpiaba la uva, se prensaba y se introducía en unos depósitos metálicos, para su primera fermentación.

Posteriormente nos dirigimos al espectacular edificio principal. Cuando entrabas te encontrabas en medio del hall con una escalera de caracol que conectaba las cinco plantas de la bodega.

Galería de arte contemporáneo

En primer lugar accedimos al espacio «Campillo Creativo«, una galería de arte con grandes obras de artistas contemporáneos.

Galería de arte Campillo Creativo
Galería de arte Campillo Creativo

 

Salas de barricas

Seguidamente pasamos a una sala de barricas encumbrada con una techumbre de madera, con la forma de un barco invertido.

Techumbre en forma de barco invertido
Techumbre en forma de barco invertido

Continuando la visita a Bodegas Campillo, bajamos un piso para contemplar desde arriba el espectacular botellero y las salas de barricas. Allí envejecían los vinos reservas y grandes reservas en unas estancias diseñadas para albergar estos tesoros líquidos.

Los tesoros de Bodegas campillo

Descendimos a esa planta y paseamos por los laberintos llenos de barricas y botellas de vino. En nuestro paseo subterráneo comprobamos como reposaban en las mejores condiciones para alcanzar la madurez adecuada.

Luego nos dirigimos a una sala con las paredes repletas de botellas de vino que seguían su proceso de envejecimiento. Destacaba la techumbre y una mesa de madera con el mismo dibujo geométrico, que se asemejaba a los tejados de la bodega vistos desde el cielo.

 

Vendimia y pisado de uva

La segunda parte de la visita a Bodegas Campillo la realizamos en los viñedos que se encontraban frente a la bodega.

Esther en plena vendimia - Foto Alberto Makusikusi
Esther en plena vendimia – Foto Alberto Makusikusi

Ataviados de guantes, tijeras y cestas nos internamos entre las viñas para recoger los racimos de uvas.

Después los llevamos en cajas hasta un improvisado lagar, donde varias personas se animaron y pisaron con mucho estilo las uvas para extraer el primer mosto, que pudimos degustar.

Pisado de la uva
Pisado de la uva

 

Almuerzo a pie del viñedo

Como manda la tradición, una vez finalizada la jornada de la vendimia llegaba el momento del almuerzo. Para ello nos acercamos hasta el pórtico de la bodega, que disponía de siete arcos de medio punto, con voladizos de madera y piedra de sillería.

Almuerzo en Bodegas Campillo
Almuerzo en Bodegas Campillo

Cata de vino

En primer lugar, la guía nos explicó de forma amena las propiedades de los vinos y realizamos una cata de vino.

Posteriormente degustamos varias tapas frías y calientes maridadas con el vino blanco fermentado en barrica y el vino tinto crianza de Bodegas Campillo.

 

Visita guiada a Laguardia

Por la tarde realizamos una visita guiada (6€) por las calles del casco histórico medieval de Laguardia, acompañados de una guía local.

Guía de Laguardia
Guía de Laguardia

Durante el recorrido cruzamos por varias de las cinco puertas de acceso a esta localidad amurallada. Además nos topamos con multitud de edificios que atesoraban mucha historia entre sus muros.

 

Casco histórico medieval

También descubrimos algunas curiosidades y tradiciones de Laguardia, construida en lo alto de una loma, como un enclave defensivo.

La mayoría de las calles de Laguardia eran peatonales y estaba prohibido el paso de los vehículos. Esto era debido a que el subsuelo estaba horadado por viejos túneles militares, que con el tiempo se convirtieron en calados o bodegas.

Rincón de Laguardia
Rincón de Laguardia

 

Homenaje al Viajero 

Uno de los puntos más visitados de Laguardia era el «Homenaje al viajero»,  una curiosa escultura de zapatos y maletas.

Además había otro reclamo turístico que se encontraba en la Plaza Mayor, en la fachada del Ayuntamiento.

Ayuntamiento de la Plaza Mayor de Laguardia
Ayuntamiento de la Plaza Mayor de Laguardia

Reloj de la Plaza Mayor

Se trataba de un reloj de carillón que a ciertas horas ( 12:00, 14:00, 17:00 y 20:00) abría sus puertas.Del interior salían tres muñecos ataviados como dantzaris, que bailaban al son de la melodía del pasacalles de Laguardia.

Reloj de Laguardia
Reloj de Laguardia

 

Una jornada muy interesante realizando una visita a Bodegas Campillo y descubriendo algunos rincones de Laguardia.  Además fue una buena oportunidad para sentir la emoción de la vendimia y descubrir los secretos de la elaboración del vino. También comprobamos que el arte y el vino se complementaban perfectamente.

 

Texto: Txema Aguado

Fotografía y Video: Esther Saiz y Txema Aguado

 

 

 

 

 

Author: yendoporlavida

Hola, somos Esther y Txema, dos viajeros que disfrutamos de las cosas interesantes que nos encontramos en cada pueblo o ciudad. Nos gusta visitar bodegas, comer en restaurantes y bares de tapas, realizar rutas de senderismo, acudir a conciertos y participar en cualquier evento cultural o festivo que se precie. Solo contamos las experiencias positivas, tal cual nos suceden. ¡Nos vemos en el camino!

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.