Algunos de los encantos de Gijón o Xixón

En una de nuestras visitas invernales a Asturias, nos acercarnos a Gijón o Xixón (en bable, lengua asturiana), una bella ciudad costera con identidad propia y donde se solían programar infinidad de actividades de todo tipo durante todo el año, como el Festival de la sidra natural, la Semana Negra o el Gijón Sound Festival, entre otros.

Puerto Deportivo de Gijón

Puerto Deportivo de Gijón

Pasamos un sábado de invierno paseando por la Playa de San Lorenzo y bordeando el Barrio de Cimadevilla por la costa, llegando al Puerto Deportivo. También hicimos algunas compras en la Librería Paradiso y en la tienda de moda Cascanueces y rematamos la velada con unas tapas y unas sidras en tres locales diferentes entre si, Sidrería La Galana, Casa Oskar y Restaurante Gloria, sin olvidarnos de tomar un buen cóctel en la Coctelería Varsovia.

Lo primero que hicimos fue acercarnos al Paseo Marítimo para pasear junto a la inmensa Playa de San Lorenzo y contemplar como las olas descargaban su fuerza contra los muros del paseo.

Playa de San Lorenzo con marea alta

Playa de San Lorenzo con marea alta

Una playa que recordaba a otros arenales vecinos como la Playa del Sardinero de Santander o la Playa de la Concha en Donostia, aunque hoy se encontraba desaparecida por la marea alta.

Playa de San Lorenzo e Iglesia de San Pedro de Gijón

Playa de San Lorenzo e Iglesia de San Pedro de Gijón

Paseo por Cimadevilla

 

Bordeando la playa se llegaba hasta el barrio de Cimadevilla, el casco histórico de Gijón, epicentro de la zona de sidrerias y restaurantes. Pasamos junto a la estatua de Octavio Augusto, frente a las Termas Romanas  de Campo Valdés , antes de llegar a la Iglesia de San Pedro, al final del paseo.

Estatua de Octavio Augusto

Estatua de Octavio Augusto

Cruzamos las viejas calles de este barrio emblemático de Gijón  e hicimos un recorrido bordeando la costa atravesando el Cerro de Santa Catalina, donde estaba ubicado la enorme escultura de El Elogio del horizonte” de Eduardo Chillida.

"El Elogio del horizonte" de Eduardo Chillida

“El Elogio del horizonte” de Eduardo Chillida

Desde allí se  disfrutaba  de unas espectaculares vistas del mar, así como de los tejados de las casas del casco histórico.

Seguimos caminando por el Cerro de Santa Catalina y bajamos hasta el Puerto Deportivo. Paseamos, acompañados de los barcos amarrados, hasta la Plaza del Marqués, junto a la que destacaba el Árbol  de la Sidra, una enorme escultura construida con más de 3.000 botellas de sidra.

Escultura con botellas de sidra

Escultura con botellas de sidra

Continuamos andando pegados al Puerto Deportivo y llegamos hasta una escultura con las letras del nombre de la ciudad.

 

Volvimos hacia atrás y llegamos de nuevo a la Plaza del Marques y  contemplamos el espectacular Palacio de Revillagigedo, donde actualmente se realizaban exposiciones de arte contemporáneo. Frente a el se encontraba el Pozo de la Barquera, protegido por una valla circular, donde  entre los S.XVI y XVIII, se hacían públicos los nombres de los cargos elegidos del concejo y allí tomaban posesión de los mismos.

Palacio de Revillagigedo

Palacio de Revillagigedo y el Pozo de la Barquera

Cruzamos la plaza y entramos a través de los soportales en la Plaza Mayor, presidida por el Ayuntamiento y donde había un sinfín de establecimientos de hostelería con sus terrazas.

Terrazas en Gijón

Terrazas en Gijón

De Tapas y sidras por Gijón 

 

Recorrimos varios establecimientos tomando sidra y probando sus tapas. Hoy  hablaremos de tres de ellos, muy diferentes entre si: Restaurante La Galana,  una sidrería moderna, Casa Oskar, una taberna auténtica de Gijón y Restaurante Gloria, cocina asturiana con toques sofisticados.

Restaurante La Galana

Junto al Ayuntamiento se encontraba el Restaurante La GalanaPlaza Mayor nº 10 , una sidrería donde se podían comer tapas y raciones en la zona de la barra o pasar al comedor. El local estaba decorado con motivos tradicionales típicos de una sidrería, mezclados con el toque moderno y colorista de sus paredes y techos.

Restaurante La Galana

Restaurante La Galana

Había mucho ambiente y nos acomodamos en una mesa alta con dos taburetes frente a la barra. Los camareros eran muy atentos y escanciaban la sidra con mucho desparpajo, por lo que pedimos una botella de sidra JR Altoinfanzón ( 2,70€/botella).

Después de observar la pizarra donde aparecían expuestas las tapas y raciones, nos decidimos a probar tres “ mini-tapes”:

Tempura de verduras con ajo blanco (6€). Las verduras estaban tersas y la tempura era muy fina. La salsa de ajo le daba el toque picante al plato.

Tempura de verduras de La Galana

Tempura de verduras

Pulpo braseado sobre crema de patata y aceite de oliva (8€). El trozo del tentáculo estaba en su punto de cocción y su sabor se dulcificaba con la crema y el toque de aceite.

Pulpo braseado

Pulpo braseado

Variado de brochetas (6€). Bonita presentación de las cuatro brochetitas clavadas en una madera, donde se jugaba con los vegetales, la carne y la tempura.

Variado de brochetas de La Galana

Variado de brochetas

 

Casa Oskar

Adentrándonos por las calles de Cimadevilla llegamos a Casa Oskarcalle Escultor Sebastián Miranda nº5, un sitio  un poco escondido donde no aparecía ni el nombre actual del establecimiento. Nos lo recomendó Marce, un gijonés de pura cepa y mereció la pena visitarlo.

Casa Oskar

Casa Oskar

Era un bar de tapas  muy curioso regentado por su dueño,“Oscarin”, como le llamaban los amigos y clientes habituales del local. Tenia una pequeña barra y varias mesas con las paredes decoradas con caratulas de vinilos y fotos antiguas.

Casa Oskar de Gijón

Casa Oskar de Gijón

El ambiente era muy familiar y decidimos picar algo para acompañar la botella de sidra Val D´Ornón (2,90€/botella) con DOP Sidra de Asturias, que nos sirvió Oskar en un escanciador automático muy original. Entraba suave y estaba muy buena.

Solicitamos una mesa y nos asignaron una junto a un rincón que homenajeaba a Elvis Presley.

Comedor de Casa Oskar de Gijón

Comedor de Casa Oskar de Gijón

Pedimos a las camareras media ración (4,50€)  de Queso azul de Fueya asturiano (“hoja” en bable, lengua asturiana), un queso no demasiado fuerte con un sabor espectacular, que venía acompañado de un dulce de manzana, que combinaba perfectamente.

Queso azul de Fueya

Queso azul de Fueya

Se nos antojó un poco de marisco y aprovechamos la oferta que aparecía en la carta y pedimos un Centollo con una botella de sidra (9,50€), bien presentado y muy rico.

Centollo

Centollo

Casa Oskar, un bar muy especial con clientes habituales, donde servían  buenos productos asturianos en un ambiente desenfadado..

Restaurante Gloria

Salimos de Cimadevilla y nos dirigimos al centro de la ciudad, y muy cerca se encontraba el Restaurante Gloria, en la Plaza Florencio Rodríguez nº 3, un recién llegado a la oferta gastronómica de Gijón.

Restaurante Gloria de Gijón

Restaurante Gloria de Gijón

Gloria era el segundo local con ese nombre, en honor a la abuela, ( el otro estaba en Oviedo) de los hermanos Esther y Nacho Manzano,  este último, chef de Casa Marcial en Arriondas y de La Salgar en Gijón.

Restaurante Gloria de Gijón

Restaurante Gloria de Gijón

La decoración moderna del establecimiento sorprendía por su perfecto equilibrio, con grandes bolas colgadas del techo y una iluminación muy cuidada.

Se podía comer en una mesa del comedor, en la terraza o en la barra frente a la cocina, donde los cocineros preparaban los platos. Esta fue nuestra elección y nos acomodamos en el sitio nº 9 de la barra.

En la carta aparecía indicado que se podían pedir tapas, medias raciones o raciones de la mayoría de las especialidades, que se basaban en la cocina tradicional asturiana con el toque personal de Nacho Manzano y con ciertas licencias internacionales.

Para beber optamos por una botella de Scone tipo Rye Ale( 3€), cerveza artesana tostada hecha en Gijón, con cuerpo y un sabor delicioso, que vino acompañada de una tapa de olivas y aceite, junto con el pan (1,25€).

Probamos varios platos como  el Wok de pulpo, mollejitas de lechal, coles y setas ( lo mejor fue el show de la preparación) y el  Cachopo Gloria “el incomprendido” (servido templado), pero nos quedamos con tres tapas que degustamos mientras los cocineros elaboraban los platos frente a nosotros, en plan show cooking:

Show cooking en Restaurante Gloria de Gijón

Show cooking en Restaurante Gloria de Gijón

Alcachofa frita (4€/unidad), muy original con una textura caramelizada y un sabor sorprendente.

Alcachofa frita

Alcachofa frita

Tapa de Croquetas de jamón (4,40€/ 4 unidades), muy cremosas y exquisitas.

Croquetas de jamón

Croquetas de jamón

Nem de papada, langostino y hierbas frescas (4,50€/unidad), una especialidad asiática muy bien compuesta con unos productos que encajaban perfectamente. Muy rico.

Nem de papada, langostino con hierbas frescas

Nem de papada, langostino con hierbas frescas

Restaurante Gloria de Gijón, una propuesta muy interesante y ambiciosa avalada por Nacho Manzano, y que esperemos se asiente con el tiempo y además del  espectáculo ofrezca buenos platos con un servicio de sala o barra impecable.

De compras por Gijón

 

Después del paseo gastronómico por Gijón, nos fuimos de compras por la ciudad ya que estábamos muy cerca de la Calle Corrida, zona peatonal con muchas tiendas y comercios, y aprovechamos para entrar en alguna de ellas.

Librería Paradiso

Nos desviamos un poco y recalamos en la Librería Paradiso, en la calle La Merced, 28, una isla cultural para los amantes de los libros y los discos, con mas de cuarenta años de actividad.

Librería Paradiso de Gijón

Librería Paradiso de Gijón

En sus estanterías se podían encontrar una gran variedad de libros nuevos y de ocasión, desde los más novedosos hasta los ejemplares de géneros minoritarios. Además disponían de una gran cantidad de libros sobre Asturias, fanzines, posters y revistas.

En un rincón, nada más entrar, se encontraba el espacio para los melómanos, con CDs y vinilos nuevos y de segunda mano de todos los géneros musicales.

Librería Paradiso de Gijón

Librería Paradiso de Gijón

 

Cascanueces

Nos fuimos acercando de nuevo hacia la Playa de San Lorenzo y frente a la escalera 2, que bajaba a la playa, entramos en una tienda de moda muy peculiar, Cascanueces, en la calle Cabrales 16.

Cascanueces de Gijón

Cascanueces de Gijón

Era un establecimiento de ropa y complementos donde sonaba una cuidada música relajante que te invitaba a recorrer sus pasillos y probarte  los vestidos, faldas y camisas tan originales.

Interior del Cascanueces de Gijón

Interior del Cascanueces de Gijón

Las dependientas eran muy atentas  y te ayudaban a elegir entre un vestido divertido, una camiseta diferente o una original bisutería. Además disponían de varias estanterías con artículos de regalo y decoración muy coquetos.

Interior del Cascanueces de Gijón

Interior del Cascanueces de Gijón

 

Un coctel en el Varsovia

 

Para rematar la jornada de este sábado en Gijon, visitamos la Coctelería Varsovia de la calle Cabrales 18, muy cerca de la tienda Cascanueces. Estaba enclavada en la planta baja de un edificio emblemático de la ciudad, con una decoración muy cuidada y vanguardista.

Coctelería Varsovia de Gijón

Coctelería Varsovia de Gijón

El local disponía de unas mesas y sillas vintage junto a las grandes ventanas que te dejaban disfrutar de las maravillosas vistas de la playa.

Además disponía de un espacio en el piso superior con vistas a la barra y de otro en el sótano, donde destacaba el techo abovedado de piedra y las proyecciones en blanco y negro sobre la pared.

Detrás de la barra, sorprendía el espectacular expositor  acristalado de licores de varias alturas, que llegaba hasta el techo y donde no faltaba ninguna marca de bebidas.

Coctelería Varsovia

Barra de la Coctelería Varsovia

 

De su extensa carta de combinados y cocteles pedimos un Mojito (7€) preparado con gran maestría y servido en un recipiente metálico muy original.

Mojitos de la Coctelería Varsovia

Mojitos

Un buen trago en el Varsovia, un sitio muy acogedor, con mucho glamour y donde sonaban temas de la música rock de todos los tiempos.

 

Puerto Deportivo de Gijón

Puerto Deportivo de Gijón

Una jornada completa disfrutando de algunos de los encantos de Gijón, una ciudad que te invita a volver y nunca terminas de conocer.

Texto: Txema Aguado

Fotografía: Esther Saiz y Txema Aguado

4 comentarios en “Algunos de los encantos de Gijón o Xixón

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s